Saltar al contenido

Cómo sacar el registro sanitario invima

registro sanitario invima

Ser fabricante o importador de productos en el país de Colombia, hace necesario realizar algunos procedimientos. Eso con el objetivo de estar completamente al día con la normativa y formalidades exigidas. Uno de los procedimientos que deberás realizar será la obtención del registro sanitario invima.

El Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos ha establecido los pasos que se deben seguir para el registro. Conocerlos te dará un trámite más sencillo y llevadero. Quédate y conoce sobre este procedimiento tan necesario.

¿De qué trata el registro sanitario del invima?

Las instituciones gubernamentales deben asegurar que todo lo que se fabrique o importe para consumo humano, sea suficientemente seguro. Para ello, emplea métodos de control y vigilancia en la entrada de todos los productos. Es básicamente el fin de la creación del registro sanitario invima.

Consiste en una autorización que se otorga para poder fabricar, comercializar, envasar o importar productos dentro del territorio colombiano. La misma es otorgada por el Ministerio de Salud, a través del invima como institución adscrita a él. Se incluyen en dicho registro todos aquellos bienes que sean de interés sanitario siempre que cumplan con los requisitos exigidos.

El papel del invima

El Instituto Nacional De Vigilancia de Medicamentos y Alimentos es el ente encargado de velar por la protección de los individuos. Así mismo, tiene como tarea el establecimiento de la normativa necesaria para el logro de tales fines. Cabe acortar que, es un instituto adscrito al Ministerio de Salud.

La normativa aplicada está orientada al uso y consumo de medicamentos y alimentos dentro del territorio nacional. Es así como se tiene personal encargado para garantizar la salud sanitaria de los habitantes de Colombia.

Productos exentos del registro

La norma establece que todo productor o comerciante que fabrique o importe alimentos o medicinas, debe registrar sus productos. Sin embargo, el Registro Sanitario del invima exceptúa algunos productos que, por su naturaleza, no están obligados a tramitar el documento. En ese sentido, se vale mencionar cuáles son:

  • Alimentos naturales sin procesar antes de la venta. Aquí se incluyen las verduras, frutas, granos y hortalizas.
  • Alimentos de origen animal sin haber sido modificados.
  • Materias primas y alimentos utilizados para la fabricación de nuevos alimentos y comidas.

Documentos requeridos

El registro sanitario invima, requiere de una serie de documentos que dependerán del proceso de los Productos. Quiere decir que serán distintos para los productos importados y para los nacionales. Quedan establecidos de la siguiente forma:

Productos alimenticios nacionales

Cuando el producto alimenticio que se desea fabricar o comercializar, sea de producción nacional, los documentos son sencillos. Se deberán facilitar tres requisitos principales y son los siguientes:

  • Formulario del trámite.
  • Certificado de existencia y representación legal del titular y del fabricante
  • Recibo de pago que exprese la cantidad establecida en el tarifario invima.

Productos alimenticios importados

Se trata de aquellos que fueron objeto de un proceso de importación desde un país extranjero. Es decir, aquellos que han sido fabricados fuera del territorio nacional. Para el registro sanitario invima de este tipo de productos, los documentos exigidos serán:

  • Formulario del trámite.
  • Certificado de existencia y representación legal del titular y del fabricante.
  • Recibo de pago que exprese la cantidad establecida en el tarifario del invima.
  • Certificado de venta libre, emitido del país de origen del producto.
  • Documento de autorización, en el cual se exprese la voluntad del productor para que sus productos sean introducidos al país.
  • Ficha técnica del producto alimenticio, según los formatos establecidos por invima.

Cómo obtener el registro sanitario invima

Como se mencionó con anterioridad, Invima se ha encargado de establecer los parámetros a seguir para registrar los productos. Se trata de un conjunto de pasos que, llevarlos a cabo será suficiente para obtener la autorización correspondiente. Sigue los que se presentan a continuación y logra el éxito en tu trámite:

  • Determinar la categoría de riesgo (alto, medio o bajo) del producto según la clasificación de alimentos para el consumo humano. Así sabrás sí necesitas un registro, permiso o una notificación:

Nota: La clasificación la podrás encontrar en el anexo técnico de la resolución 719 del 2015.

  1. Diligenciar los formularios respectivos para la solicitud del registro, permiso o notificación. Lo podrás realizar a través del Formulario Único de Alimentos Registros, Permiso o Notificación Sanitaria y tramites asociados:

  1. Verificar la tarifa que se debe cancelar según el trámite que se requiera:

Incluir varios alimentos bajo un mismo registro

La resolución 2674 del año 2013 establece un beneficio para los establecimientos que deseen amparar alimentos bajo un mismo registro. Según el artículo 42 de dicha resolución, podrás tramitar un solo registro para varios alimentos, cuando se trate de:

  • Alimentos que, aunque sean producidos por varios fabricantes, tengan una misma marca comercial.
  • Un trámite para un producto alimenticio que sea comercializado por distintas marcas.
  • Alimentos que tengan varias presentaciones, a pesar de seguir siendo el mismo.
  • Bienes con una misma composición física y distintos componentes secundarios.
  • Alimentos de origen vegetal que, bajo una misma denominación, tengan variedades.

Este parámetro es beneficioso para los fabricantes o importadores, pues no necesitarán solicitar varios registros sanitarios invima. Agilizando así, el poder realizar con facilidad sus operaciones comerciales dentro del territorio colombiano.

Importancia del registro sanitario invima

Obtener el registro sanitario invima incluye detrás algunos fines para los fabricantes e importadores. En principio, tramitarlo permite mantenerse al día con las formalidades y normativas exigidas por el instituto de vigilancia. Sin embargo, no se trata solo del mero cumplimiento de una obligación formal como lo es este registro.

Al tener dicha autorización, demuestras a los consumidores de tus productos la formalidad de tu fabricación. Se trata de que, obtienes un respaldo de una institución nacional que se encarga de hacer cumplir las políticas sanitarias. Sin dejar atrás la ventaja de evitar multas y sanciones en caso de alguna infracción por falta del documento.